Home Ozonoterapia y Traumatología Discolisis o paravertebrales con Ozono

Discolisis o paravertebrales con Ozono

Discolisis o Paravertebrales con oxígeno - ozono

Juan Carlos Pérez Olmedo

La discolisis es una técnica que no representa ninguna ventaja para el tratamiento de la hernia discal comparada con la paravertebral asociada a ozonoterapia por vía sanguíniea o rectal. No existe ningún trabajo que demuestre esta ventaja.

 Por otro lado, la ozonoterapia es una terapia dosis acumulativa que alcanza su mejor efecto a través de la estimulación periódica del organismo, por eso se plantean los tratamientos en ciclos de 15 o 20 sesiones, con una frecuencia miníma de dos veces por semana. Una sesión o dos de discolisis han demostrado su ineficacia en un porcentaje elevado de pacientes y así nos encontramos ya con que hay quien realiza un pretratamiento con 4 sesiones paravertebrales y otras cuatro seciones paravertebrales post discolisis con ozono, otros hacen menos y otros incluso más, pero siempre la discolisis por el medio. Todos aquellos que practicamos ozono sabemos que muchas veces nos encontramos que la primera sesión de paravertebrales arroja resultados sorprendentes, incluso con desaparición de la clínica dolorosa, lo normal es que entre la 4ª y 7ª el paciente experimente una frnca mejoría, pero es posible que no sea así y se precisen más sesiones, incluo más de 15 o de 20 o de 30. Personalmente creo que el ozono funciona con todos y que es cuestión de sesiones. Hemos tenido pacientes a los que les han hecho discolisis y no les ha funcionado y sin embargo la programación de un cilco de sesiones paravertebral asociado a vía sistémica si ha resultado. Lo cierto es que es falso que la mezcla de oxígeno-ozono sea capaz de eliminar una hernia discal, a lo sumo es posible que reduzca su volumen, pero este hecho también puede darse sin tratamiento, tampoco la discolisis no hará desaparecer la hernia discal. El problema de fondo, el que provoca dolor local y radicular, es el fenómeno inflamatorio que abarca a los tejidos vecinos a la hernia discal, es posible que sustancias que libera el disco herniado favorezcan esta inflamación, por ejemplo, el TNF alfa, además, como en cualquier proceso inflamatorio la zona se ve comprometida en su oxigenación, existen fenómenos oxidativos a ese nivel, alteración de la homeostasis de las citocinas y alteraciones inmunológicas, también existe un compromiso nutritivo para el disco. El ozono logra eliminar el proceso inflamatorio activando todo un complejo de sistemas como son el aumentar la transferencia de oxígeno, activar citocina anti-inflamatorias, sistemas antioxidantes y modular una respuesta inmunológica, todo ello lleva una mejor homeostasis de la zona inflamada, mejorar la nutrición del disco al mejorar las propiedades reológicas sanguíneas, etc. Todo este conglomerado de acciones no se realizan de un día para otro o de un momento para otro, como cuando se administra un analgésico o un anestesico, sino que más bien sucede como cuando administramos un SYSADOA o un antidepresivo, es decir dando tiempo a que el organismo, estimulado por el ozono, active mecanismos y sistemas que logran eliminar el proceso inflamatorio. El tratamiento es definitivo y el paciente pasará a formar parte del 70% o 75% de la población normal que es portadora de una hernia discal y realiza vida absolutamente normal, es decir se ha solucionado su problema, el proceso inflamatorio, que es que hay que combatir, y persistirá su hernia que por otro lado, no tiene poprque provocarle mayor limitación que si se hubiera sometido a una intervención quirurgica o a cualquier otro procedimiento. En nuestra experiencia, aquellos pacientes que han tenido una recaída, si acuden en las primeras 24 a 72 horas, bastará una o dos sesiones para resolver el problema. El tratamiento con ozono no es ninguna vacuna pero sí es un tratamiento resolutivo para cualquier proceso inflamatorio, sobretodo si es agudo.

La discolisis es un técnica inncesaria, no porque no funcione, sino porque es inferior en resultado a la técnica paravertebral, es inferior en costo, y lo más fundamental es inferior en riesgo. La técnica paravertebral no tiene ningún riesgo, ninguna contraindicación. ¿Porqué se debe anestesiar - sedar, utilizar radioscopia, un quirofano e introducir un aguja en una zona, el disco, cuando es innecesario? ¿Cuál es el interés?. Acaso creen algunos que el tratamiento de la patologia dolorosa de la columna pertenece exclusivamente al especialista y hay que marcar distancias.

Sí al ozono han llegado eventos adversos graves han sido traídos de la mano de la discolisis. A continuación algunos ejemplos.

1. Spine (Phila Pa 1976). 2007 Feb 1;32(3):E121-3.

Fulminating septicemia secondary to oxygen-ozone therapy for lumbar disc
herniation: case report.

Gazzeri R, Galarza M, Neroni M, Esposito S, Alfieri A.

Department of Neurosurgery, Ospedale San Giovanni Addolorata, Rome, Italy.

Comment in:
    Spine (Phila Pa 1976). 2007 Aug 15;32(18):2036-7; author reply 2037.

STUDY DESIGN: A case report and clinical discussion.

 OBJECTIVE: To describe a rare but fatal complication secondary to oxygen-ozone therapy for the treatment of herniated lumbar disc.

SUMMARY OF BACKGROUND DATA: Previously reported complications secondary to oxygen-ozone therapy are rarely reported. Septic discitis and epidural abscesses have been reported after myelography, lumbar puncture, paravertebral injections, epidural anesthesia, acupuncture, and
intradiscal therapy with chymopapain. We report the first case of a local infection with systemic fatal dissemination secondary to this treatment.

METHODS: A 57-year-old man previously treated with oxygen-ozone therapy presented low back
and bilateral pain. The lumbar computed tomography revealed the presence of L4-L5 and L5-S1 herniated discs. RESULTS: Three days after admission in the hospital, the patient developed a fulminant septicemia. An abdominal-pelvic and chest computed tomography and blood culture led to the diagnosis of pyogenic lumbar muscle involvement, accompanied with septic pulmonary embolism secondary to Escherichia coli infection.

CONCLUSIONS: This case report identifies a rare and  fatal complication of oxygen-ozone therapy in the treatment of a herniated lumbar disc. Acute fatal septicemia should be considered among the major complications of the oxygen-ozone therapy in the treatment of a herniated lumbar disc.

PMID: 17268255 [PubMed - indexed for MEDLINE]

1. Am J Ophthalmol. 2004 Jul;138(1):175-7.

Acute bilateral vitreo-retinal hemorrhages following oxygen-ozone therapy for lumbar disk herniation.

Lo Giudice G, Valdi F, Gismondi M, Prosdocimo G, de Belvis V.

Department of Ophthalmology, University of Padua, Via Giustiniani 2, 35100 Padua, Italy. Esta dirección electrónica esta protegida contra spambots. Es necesario activar Javascript para visualizarla

PURPOSE: To describe a case of acute bilateral intraocular hemorrhages occurring after injection of oxygen-ozone (O(2)O(3)) mixture.

DESIGN: Observational case report.

METHODS: A 45-year-old woman complained about acute bilateral visual loss after intradiscal and periganglionic injection of gas mixture (O(2)O(3)) for lumbar disk herniation. Detailed phthalmologic examination; magnetic resonance imaging (MRI) of brain and spinal cord; and neodymium:yttrium-aluminum-garnet (Nd:YAG) laser membranotomy in the left eye was performed.

RESULTS:
Ophthalmoscopy revealed a premacular hemorrhage involving the left macula. In the right eye multiple, flat, retinal hemorrhages around the optic disk and the posterior pole were observed. The MRI scan for intracranial hemorrhage was unremarkable. Drainage of the left premacular hemorrhage by pulsed Nd:YAG laser was obtained a few weeks later.

CONCLUSIONS: Retinal hemorrhages seem to be an uncommon but significant complication of intradiscal O(2)O(3) infiltration, and we suggest that it should be carefully considered when recommending this procedure.

PMID: 15234314 [PubMed - indexed for MEDLINE]

1. Surg Neurol. 2006 Dec;66(6):619-20; discussion 620-1.

Ventral and dorsal root injury after oxygen-ozone therapy for lumbar disk  Herniation.

Ginanneschi F, Cervelli C, Milani P, Rossi A.

Department of Neurological and Behavioral Sciences, Unit of Clinical
Neurophysiology, University of Siena, 53100 Siena, Italy. Esta dirección electrónica esta protegida contra spambots. Es necesario activar Javascript para visualizarla

BACKGROUND: O2O3 therapy has become a largely diffused treatment for lumbar disk
herniation; this procedure is considered generally risk-free.

CASE DESCRIPTION: We report a case of ventral and dorsal root injury occurring after transcutaneous intradiscal infiltration of O2O3 for L4-L5 disk herniation.

CONCLUSIONS: Until randomized controlled trials on efficacy and short-term safety have been carried out, we think that physicians should be informed about the risk of potential  complications when recommending this procedure.

PMID: 17145327 [PubMed - indexed for MEDLINE]

1. Spine (Phila Pa 1976). 2009 Apr 15;34(8):E298-304.

A pyogenic discitis at c3-c4 with associated ventral epidural abscess involving c1-c4 after intradiscal oxygen-ozone chemonucleolysis: a case report.

Bo W, Longyi C, Jian T, Guangfu H, Hailong F, Weidong L, Haibin T.

Department of Neurosurgery, Sichuan Provincial People's Hospital, Sichuan
Province, People's Republic of China.

STUDY DESIGN: A case report and clinical discussion. OBJECTIVE: To describe an unique case of purulent discitis at C3-C4 and an anterior C1-C4 epidural abscess secondary to oxygen-ozone therapy for the herniated cervical discs.

 SUMMARY OF BACKGROUND DATA: Previously reported complications secondary to ozone therapy are rarely documented. No cases of pyogenic discitis with associated epidural abscess after oxygen-ozone therapy have been reported to date. To our knowledge, this is the first such case reported in literature.

 METHODS: A 57-year-old female patient with nuchal stiffness was previously treated with ozone therapy at the discs of C3-C4, C4-C5, and C6-C7. Five days later, she presented with an attack of neck pain and fever followed by progressive quadriplegia with sudden onset of dyspnea and was referred to our hospital. On admission, physical examination revealed a temperature of 38.8 degrees C, evident neck tenderness, marked global weakness (grade 1-2/5 MRC) in bilateral upper-limb, and a modest global weakness in bilateral lower-limb (grade 4/5 MRC). Laboratory findings showed a significantly elevated WCC, ESR, and CRP. Blood culture was negative. Enhanced-MR imaging demonstrated a purulent discitis at C3-C4 and a ventral C1-C4 epidural abscess with homogenous enhancement indicative of a solid phlegmonous granulation tissue.

RESULTS: We formulated a 3-stage treatment involving C1-C4 multilevel decompressive laminectomies, subtotal unilateral C3-C4 facetectomies, and tissue sampling for culture with application of a corset after surgery, followed by a delayed secondary posterior thorough drainage of epidural liquid pus using a suction-irrigation drainage, after the abscess had turned to a necrotic liquid abscess, on the basis of findings of enhanced-MR imaging, by 10-day duration of
intravenously antibiotic therapy tailored to Streptococcus bovis isolated from  infected tissue. Over the next few weeks, the patient made an excellent neurologic recovery. However, she did not consent to undergo further occipitocervical fusion until the follow-up MR imaging at 8 months demonstrated postlaminectomy kyphosis. After surgery, the patient remained clinically satisfactory in neurology without evidence of a recurrence of spinal infection. A slight improvement in the cervical spine curve was demonstrated in the follow-up radiograph at nearly 4-month postoccipitocervical fusion.

CONCLUSION: This case report illustrates a rare but life-threatening complication of oxygen-ozone
therapy for the cervical disc herniation. Infection is a common risk for any invasive spinal techniques involving puncture, so attention should be paid to the sterility during the procedures. A high index of suspicion along with reliance on enhanced-MRI is essential to diagnose the condition and institute appropriate treatment on an individual basis.

PMID: 19365239 [PubMed - indexed for MEDLINE]

DEFENSOR del PACIENTE

C/ Carlos Domingo nº 5 – 28047 Madrid

Tf./Fax: 91 465 33 22 – 629 208 643

Esta dirección electrónica esta protegida contra spambots. Es necesario activar Javascript para visualizarla

www.negligenciasmedicas.com

Jueves, 10 de Diciembre de 2009


COMUNICADO: Un Juzgado de Madrid homologa acuerdo indemnizatorio de 180.000 Euros para una paciente, vecina de Conil (Cádiz), por motivo de la infección hospitalaria que adquirió en quirófano del Hospital Ruber Internacional durante una operación de Ozonoterapia.

Informamos que el Juzgado de Primera Instancia nº 86 de Madrid ha dictado Auto de 3/12/09, tramitado por los Servicios Jurídicos de El Defensor del Paciente, por el que homologa judicialmente el acuerdo alcanzado por la paciente Doña Isabel Z. D. con el traumatólogo Don Jaime B. G. y su Aseguradora WR Berkley España, indemnizándola en la cantidad de 180.000 Euros.

Dª. Isabel Z. D., de 51 años de edad sufría terribles dolores en la columna cervical y en los lumbares, de los que venía siendo tratada por traumatólogos de la Seguridad Social y todos le decían que ese tipo de dolencia no tenía tratamiento quirúrgico. Conoce al Traumatólogo Dr. D. Jaime B. G., quien le habló de la “maravillas de la ozonoterapia”, indicándole que se trataba de una operación quirúrgica mínimamente invasiva, que se podía realizar con unas inyecciones de agujas intradérmicas, y que tan sólo requería de anestesia general, pero que lo bueno que tenía era que no quedaría ingresada, sino que dormía en su casa.

No le habló de que la Comunidad Científica, y concretamente el Comité de Terapias Alterantivas sobre Ozonoterapia en patología de la columna vertebral, desaconseja este tipo de tratamientos por los enormes riesgos y complicaciones que presenta, concretamente pérdida de la visión binocular, y espondilodiscitis infecciosas por gérmenes comunes (estafilococo aureus) debido a la poca o nula asepsia del procedimiento.

Para colmo tampoco le recogió consentimiento informado para la operación de ozonoterapia, sino tan solo un consentimiento informado para la anestesia.

Fue operada en la Clínica Ruber el 29/08/05 y se le realizó nucleosis con Ozonoterapia bajo control radioscópico C5-C6 C6-C7 con 2,5 cc de Oxígeno.-Ozono a 36 mcg por ml. Se le realizó la intervención en cuatro espacios en columna lumbar mediante rizólisis y ozonoterapia. Y se fue a dormir a casa.

Al día siguiente, presentaba un malestar general y fiebre acentuada que fue degenerando hasta el punto de que tuvo que ser reingresada nuevamente en la clínica Ruber desde el 1 al 5 de Septiembre durante 4 días, donde tras practicarle varias pruebas preoperatorias (Resonancia de Columna Cervical, análisis de sangre y gammagrafía con galio) descartan la discitis incipiente (infección de discos). Y le dan de alta sin diagnosticar.

A su llegada a su lugar de residencia en Conil (Cádiz), el cuadro infeccioso se había disparado e inmediatamente tuvo que ser ingresada en el Hospital Universitario Puerta del Mar donde se somete hasta 3 intervenciones quirúrgicas. La primera el 9/09/05, en el que se le realiza una cervicotomía anterior, evacuándose un gran absceso paravertebral. La segunda, el 15/11/05, para reconstrucción de vértebras, injerto de pala ilíaca y colocación de prótesis de titanio y la tercera, el 8/06/06 para corregir que el injerto había cedido por la destrucción de las vértebras por infección y estabilizar la columna (cifosis angular cérvico-dorsal).

Finalmente, constatada la extensión y alcance de la infección y del daño, el asunto fue expertamente peritado por el traumatólogo D. Fernando L. A. y por la Microbióloga Dª Marta M. R., concluyendo la existencia de una pésima asistencia médica en el transcurso de la operación.

Sirva como botón de muestra, que el traumatólogo había devuelto a la paciente, incluso, los honorarios suyos, y de todos los intervinientes en el quirófano, así como los gastos de quirófano, consciente como era de su mal hacer.

La paciente presentó demanda de responsabilidad civil por mala praxis médica y por parte de los tres demandados se contestó a la demanda, finalmente, antes de Juicio y con expresa autorización de la familia, se ha realizado acuerdo extrajudicial por importe de 180.000 Euros asumiendo su pago exclusivamente el traumatólogo D. Jaime B. G. y su compañía Aseguradora WR Berkley España, siendo a continuación homologado judicialmente por el Juzgado de Primera Instancia nº 86 de Madrid que es igual que si de una Sentencia se tratase.

La defensa del caso, ha sido tramitada por los servicios jurídicos de El Defensor del Paciente.

DEFENSOR del PACIENTE

Ultima actualización (Viernes 20 de Abril de 2012 17:39)