Home Introducción a la Ozonoterapia Técnicas de administración

Como se administra. Técnicas

Técnicas de Administración

 

La administración de oxígeno-ozono se puede realizar de varias y diversas maneras excepto una: por vía respiratoria, el ozono es muy irritativo para este epitelio y dependiendo de la concentración y tiempo de exposición el daño puede llegar a ser irreversible, así que atención. Así pues, con cualquier técnica que se utilice  se debe evitar su inhalación, por ejemplo, si se va a administrar en el oído debe cerciorarse que no exista perforación del tímpano o sí se va administrar por vía sublingual o en mucosa oral debe advertir y adiestrar al paciente para que mientras se insufla el ozono en la cavidad respire siempre por la nariz  hasta un minuto después de haber finalizado la insuflación sublingual. No es necesario realizar apnea durante 20-40 segundos si se guarda esta precaución. No sólo se puede  administrar la mezcla de oxígeno-ozono directamente a través de diferentes dispositivos (aguja, catéter, sonda, etc.) sino que también se puede administrar en forma de agua, aceites ozonizados, baños de agua ozonizada y saunas.  

 

Insuflación de ozono en cavidad oral:

La administración por via oral significa que los medicamentos se tragan y se absorben a nivel intestinal. En la via sublingual o via mucosa oral los medicamentos y se absorben ahí mismo de forma muy rápida.

La absorción sublingual se produce en los capilares de la cara inferior de la lengua y una vez pasa el fármaco a sangre se incorpora vía vena yugular directamente a la circulación general y de aquí a los tejidos, evitando el efecto de primer paso (hepático).

La cavidad oral tiene una buena capacidad de absorción de medicamentos; aproximadamente 200 cm2 altamente vascularizados, con temperatura uniforme y todas las drogas, incluído el ozono acceden directamente a la circulación general evitando el paso hepático. Toda esta superficie está cubierta por una capa de saliva que se segrega por las glándulas salivares, el ozono estimula esta segregación. De unas zona a otras de la cavidad oral la permeabilidad es distinta, es mayor en la zona sublingual, seguido de la mucosa oral y después la encías.

encia1   encia2

 

En la literatura sobre la administración del ozono en cavidad oral se pueden encontrar referencias a que se precisa aguantar sin respirar entre 20 y 40 segundos para mantener y dar tiempo a que el ozono reaccione y se transforme en otras sustancias no tóxicas para el epitelio respiratorio, incluso distintos fabricantes de equipamiento dental, como Kavo o Primodent, han fabricado equipos en cuyas instrucciones de uso recomiendan realizar “apnea” para realizar la administración de ozono en boca. Desde hace muchos años y con ocasión del Congreso Internacional de la Habana 2007 presenté la manera más lógica y sencilla de administrar el ozono en boca, basada precisamente en las propiedades físico-químicas del ozono: “el ozono es una molécula sumamente inestable, que en contacto con moléculas que posean dobles enlaces de carbono tiene una vida media de milisegundos y que de este contacto-reacción brevísima se obtienen otros productos derivados que carecen ya de toxicidad para el epitelio respiratorio”. Como consecuencia de ello, en colaboración con la Profesora Odontóloga Dra. Viviana Ludi Etchevarren, de la Facultad de Odontología de la Universidad de Santiago de Compostela, hemos diseñado y patentado dos dispositivos para aplicación del ozono en boca: una cubeta microperforada con cámara y una aguja de endodoncia microperforada a lo largo de toda la longitud que profundiza en el conducto endodóncico.

Así pues, cuando el ozono contacta con cualquier lugar de la boca, reacciona de inmediato, más rápido que un flash. Su mayor efecto oxidante lo ejerce  en el primer punto de contacto, por tanto en el primer punto de contacto  ejerce una potente acción germicida. Por eso es importante que el área de primer punto de contacto sea amplia y de ahí la aplicación con dispositivos microperforados, precisamente para que “existan varios primeros puntos de contacto”. Dicho esto, para que el ozono pueda ser administrado por via oral, que no respiratoria, se debe administrar lentamente, por ejemplo, una jeringa de 20 cc en 4 o 5 minutos, durante este tiempo el paciente debe respirar siempre por la nariz. Puede parar de vez en cuando si acumula mucha saliva, hace gárgaras o remover en la boca y tragarla, vuelve a reiniciar la insuflación y así hasta finalizar, en este punto aguanta durante 1 minuto más respirando por la nariz y luego hace una inspiración profunda nasal y a continuación exhala lentamente.

¿Qué concentraciones y dosis se pueden utilizar via sublingual? : Nosotros nunca hemos pasado de 150 cc a 40 ug (6 mg). El consejo es siempre comenzar por dosis baja e ir subiendo a lo largo del ciclo de sesiones (entre 15 o 20 sesiones). Por ejemplo, comenzar con 20 cc a 20 ug (0.4 mg).

No es invasiva, no precisa aguja, es suficiente el contacto íntimo del extremo de una alargadera, manguerita o tuvo con la mucosa.

La ventaja de la vía sublingual con ozono a alta concentración no solo radica en el tratamiento de la enfermedad oral u odontológica sino que a la vez representa también un tratamiento sistémico.

Vía intravenosa directa: 

El controvertido ozono IV directo es otra de nuestras técnicas preferidas, para nosotros es la técnica preferida en los pacientes con enfermedades infecciosas, los que tienen difícil acceso venoso y no desean la vía rectal. Es cierto que suelen parecer, sobre todo en las primeras sesiones, algunos efectos que sí no se advierten  pueden alarmar, pero son efectos perfectamente controlables y pasajeros, a saber: tos, sensación de carraspera y de opresión torácica. Estos efectos se evitan controlando el volumen y concentración, así pues una correcta administración de ozono intravenoso directo debe hacerse así:

1: El paciente acostado, mejor en posición de Fowler (con las rodillas semi flexionadas y la espalda semi incorporada, como cuando se dona sangre).

 

tumbado

 

 

2: La aguja o palomilla más fina que encuentren, algunos se empeñan en trabajar con calibres gruesos (el gas no precisa calibre ancho para circular, no es viscoso). Utilizar siempre agujas finas para inyectar ozono salvo que administren también otras sustancias por la misma aguja. Aun así, salvo que sea muy denso, también les valdría una aguja fina (vigile que la presión del embolo no haga saltar la aguja, si maneja conexiones luer-lock evitará también este problema). Agujas de 27G o menores van muy bien.

3: Nunca utilice dos o más pacientes a la vez con la misma bomba, algunos lo hacen, lo he visto en Malasia y Sudáfrica, hasta 6 enfermos en serie, un error mayúsculo. Las diferencias de presión pueden hacer que se vaya más gas a un paciente que a otro, además, al utilizar jeringas grandes, el ozono, al principio de la administración no llega con la misma concentración que al final,  el ozono es un gas muy inestable y a medida que pasan los minutos la concentración se va perdiendo. También ocurre con las jeringas de 20 cc, las que utilizamos nosotros, pero menos. Si comenzamos con 20 ug al final de los 5 minutos posiblemente acabemos con 14 ug o menos.

4: Concentración máxima: No pasamos de 30 ug, aunque personalmente hemos llegado hasta 50 ug. Con la mayoría de los pacientes trabajamos con 20 ug.

5: Volumen: Salvo en pacientes con Sida o Hepatitis C, en los que podemos llegar a 60 cc, la norma es que administremos de 20 a 40  cc. Sí aparece tos durante la administración paramos.

6: Velocidad: En pacientes con enfermedad infecciosa, Sida o Hepatitis C, nos gusta ir muy lentos porque así damos más tiempo al contacto de más cantidad de sangre con el ozono y por tanto las posibilidades de que se encuentren virus en fase extracelular, momento en el cual el ozono puede ejercer una actividad germicida. Como se sabe los virus se encuentran como norma intracelularmente y aquí, los sistemas antioxidantes de las células humanas impiden el ataque intracelular. Por tanto, aproximadamente en este tipo de enfermos una jeringa de 20 cc nos puede durar unos 10 minutos.

En el resto de los pacientes el ritmo o velocidad de infusión es de 20 cc en unos 6 a 8 minutos.

Quiero manifestar en este punto el total desacuerdo con aquellos, como la Presidenta de AEPROMO, que en su página web dice:

"Se advierte que la vía endovenosa directa de gas no cuenta con el apoyo favorable de las diferentes asociaciones científicas de ozonoterapia por no ser una práctica segura".

La vía directa intravenosa es una técnica segura si se realiza adecuadamente.  

Tratamientos cutáneos externos (bolsas):

Para tratar heridas o ulceras en miembros inferiores o superiores tópicamente se utilizan bolsas de plástico. Nosotros no utilizamos bolsas especiales fabricadas ex profeso para esto, nuestras bolsas las compramos normalmente en el supermercado, son muy baratas, de las que se utilicen para congelar alimentos. Tampoco les hacemos ningún agujerito y les ponemos adaptador para hacer la conexión a la manguera, esto del agujerito es una fuente de problemas, se les romperá o les saldrá la conexión muchas veces. Lo hacemos mucho más sencillo:

1º: Pulverizamos toda la zona a tratar con agua destilada ozonizada, no sólo la escara o ulcera, toda la zona que quedará dentro de la bolsa. A veces, incluso, pulverizamos o impregnamos previamente con aceite ozonizado.

: Colocamos la bolsa e introducimos un prolongador o alargadera en la bolsa, cerramos con un compresor de vena o con una venda.

3º: Nos aseguramos que la manguera está conectada a la bomba de vacio del generador e interponemos un filtro 20-22 u PTFE,   las averías de los generadores suelen ser por entrada de líquidos. Aspiramos hasta completar el vacio de la bolsa.

4º: Si la herida está contaminada (aspecto, olor) comenzamos con concentración alta, 70 ug. En las siguientes sesiones a medida que vemos florecer nuevo tejido de granulación vamos bajando la concentración. Llenamos la bolsa a esta concentración y la mantenemos durante 30 minutos. De vez en cuando, a medida que la bolsa pierde presión reponemos un poco de gas.

5º: Si posee un Generador Herrmann puede hacer, si lo desea, flujo continuo. Los generadores Herrmann poseen dos destructores de ozono, por un lado sale ozono y al mismo tiempo puede ir destruyéndolo por el otro. Y además no precisa accionar ninguna tecla.

6º: Si durante la insuflación existe dolor puede poner anestesia alrededor y en el lecho para la siguiente sesión, abrevie el tiempo si presenta dolor, en vez de 30 minutos baje a 20.

7º: Al finalizar la sesión vuelva a aspirar todo el contenido de la bolsa hacia el Generador. Retire la bolsa y vuelva a pulverizar con agua ozonizada.

8º: Cubra el lecho con un apósito siliconado o, mejor, aplique aceite o crema ozonizada y cubra con un buen petote de gasas estériles, realice vendaje desde la raíz de los dedos hasta la rodilla, importante si existe edema y estasis venoso. Mantenga el vendaje hasta la siguiente sesión (importante).

9º: Frecuencia de las sesiones: si está contaminada lo ideal es realizar tres sesiones a la semana, después puede continuar con dos por semana, continúe así hasta completar 15 o 20 sesiones. Si es una ulcera muy secretora realice cada 2-3 días las sesiones, a medida que vaya mejorando puede espaciar hasta una vez por semana.

10º: Puede realizar también napagge (mesoterapia) periféricamente con ozono e incluso con factores de crecimiento si encuentra que la evolución no es buena. Añada un antibiótico al principio. El ozono tiene un efecto sinérgico con la antibioterapia.

Vía rectal: 

Utilizamos una sonda nelaton del número 14, tanto en niños como adultos. Este tamaño nos sirve lo mismo para conectar una jeringa con cono de alimentación o para conectar una alargadera e insuflar directamente desde el Generador, en este último caso cortamos con una tijera el cono verde y encajamos  directamente el tubo  en un cono luer (como son los de jeringa y alargaderas o prolongadores). Los Generadores Herrmann poseen la función Insuflación intestinal.

Mejor es que la ampolla rectal esté limpia. Si se trata de un paciente estreñido le recomendaremos un enema con 6 partes de agua y una de café (mejor agua ozonizada) previo (en domiclio).

Insuflamos no más de 400 cc a una concentración máxima de 40 ug. En niños comenzamos con 50 cc a 20 ug, vamos subiendo sesión a sesión hasta situarnos en 100 cc a 40 ug. Para lubricar la sonda utilizamos aceite ozonizado o silicona en spray.

Las sesiones se pueden repetir a diario, incluso cada 8 horas. La frecuencia mínima es de 2 veces por semana. En niños es la mejor opción.

 

Autohemoterapia (AHT): 

 

Es la técnica más utilizada junto con la vía rectal. Se denomina autohemoterapia menor cuando el volumen de sangre que se extrae es pequeño, entre 2 CC y 20 CC, los volúmenes más pequeños son para realizar una especie de autovacuna. 

 

La técnica principal es la autohemoterapia mayor, consiste en extraer sangre, alrededor de 150 CC a una botella, ozonizarla mediante la insuflación de gas en el interior de la botella, agitarla durante un minuto o menos y reinfundirla de nuevo  al paciente. Estos son los pasos: 

 

1º: El dispositivo preferido debe ser preferentemente rígido, botellas de vidrio o dispositivos plásticos como el Bexozone, utilizamos insdistintamente cualquiera de los dos, al tratarse de dispositivos rígidos pueden contener vacio y nos ayuda a la aspiración de la sangre. Si no disponemos de bomba de succión o esta falla y por cualquier razón la botella perdiera el vacio, para recuperarlo podemos utilizar una Jeringa de 100 cc y hacer vacio dentro del dispositivo. La línea de infusión (Sangodrop) debe llevar un filtro anticoágulos, un regulador y tener punta fina y metálica, esto último es importante, si intenta perforar con los equipos de infusión clásicos, puntas plástica, estropeará muchos frascos, la fuerza que ejerce para perforar el tapón de goma logra meterlo hacia el interior inutilizando la botella y le saldrá más caro. El Bexozone ya viene preparado con todo, no necesita Sangodrop. Evite que la línea de infusión esté cerrada cuando introduzca en Sangodrop en la botella, evitará así perder vacío.

 

En las fotos se aprecia el cambio de coloración después de la ozonización de la sangre. También los dos dispositivos : vidrio y   plástico (Bexozone). 

 

2º.-Aguja de punción en vena: use siempre una palomilla (Butterfly) del número 19 G. No use catéter plástico, le fallará la mayor parte de las veces. Tampoco use un calibre menor: la sangre no fluirá bien, recuerde que la viscosidad sanguínea es bastante mayor que la del suero fisiológico. Fracasarán muchos tratamientos si utiliza calibres más finos a 19 G.

 

3º: Anticoagulación: Utilizamos una o dos ampolla de 10 cc de citrato sódico al 3,8% o 3,13% (nosotros solo utilizamos una, en pacientes concretos utilizamos dos). Los pacientes anticoagulados no son contraindicación. Esté tranquilo, a la semana de iniciar la terapia con ozono puede solicitar un INR, seguramente no hará falta ningún ajuste de dosis de anticoagulante.  En los pacientes con cáncer utilice alguna ampolla de citrato sódico más, dos o tres ampollas, el citrato sódico se metaboliza a bicarbonato y éste también es una ayuda para el paciente con cáncer.   En pacientes que están anticoagulados con heparinas de bajo peso molecular puede utilizar la misma heparina (por ejemplo enoxaparina) disolverla en 10 cc de agua ozonizada o agua estéril e introducirla en la botella.  

 

4º: Sulfato de magnesio: En enfermos cardiovasculares, fibromialgia, enfermedades pulmonares, calambres musculares, claudicación intermitente, fatiga crónica nos gusta asociamos una ampolla de 10 cc con 1,5 gr de sulfato de magnesio. Sí vamos a extraer sangre ozonizada de la botella para realizar factores de crecimiento entonces introducimos el sulfato de magnesio después de ozonizar la sangre 

 

5º: Puncionar la vena: Aquí es dónde están los problemas, no piense que el generador de ozono falla si la sangre no fluye. Compruebe que la botella tiene vacio (los generadores detectan la presión de vacio existente en el interior de la botella y la señalan en la pantalla), si  el vacío está bien y la sangre no sube entonces  el problema es del acceso venoso. Revíselo, la mayor parte de las veces se soluciona con pequeños gestos o movimientos. Si la vena está correctamente puncionada siempre asomará sangre a la manguerita de la palomilla, si no asoma sangre es que no lo está.  

 

6º: La sangre está ya en la botella: Cuando la sangre fluye hacia la botella con normalidad, extraemos alrededor de 150 cc a 200 cc de sangre. En ocasiones existen dificultades, la sangre se extrae lentamente, la punción venosa no es todo lo buena que desearíamos, entonces nos quedamos en menos, 100 cc, incluso en 50 cc. El tratamiento va a funcionar igual y no debe por ello rebajar la dosis de ozono. En algún lado puede que lea que hay que meter el mismo volumen de oxígeno-ozono que de sangre extraída, esto no es cierto.  

 

7º: Extraída la sangre es el momento de introducir el volumen de gas que desee. En nuestro Centro usamos volúmenes de gas entre 200 y 250 cc. El gas lo puede introducir hiperbáricamente o hiperpresión, sí lo hace así recuerde cerrar el regulador, mezclar y volver a abrir el regulador de la línea de infusión lentamente, para que no entre un exceso de presión en vena y se extravase por rotura o colapso venoso. Sí su generador tiene Air Trap (Generador Hypermedozon) todo se realizará de forma automática y segura. El Airtrap controlará la presión existente en la vena e introducirá la sangre ozonizada de una forma segura y controlada. Si no es así, deberá realizar todo el proceso manualmente. Vigile siempre la vena. Detenga el procedimiento si nota que la zona de acceso venoso hincha o duele. Revise. Mientras no tenga experiencia le podría ayudar utilizar una llave de tres vías, por ella podrá comprobar sí existe obstrucción utilizando suero fisiológico. El Bexozone tiene un acceso adicional a la vía. 

 

8º: Después de ozonizada la sangre en la botella sí desea asociar algún fármaco en la botella puede hacerlo. ¿Qué fármacos puede asociar?: Cualquiera de los que comúnmente se utilizan por vía intravenosa: Desketoprofeno (enantyum), ketorolaco (toradol), morfina… 

 

9º: Ritmo: Si su generador tiene Airtrap se hará todo automáticamente, en 10 minutos estará realizado el tratamiento. Sí lo hace manualmente cada paciente tendrá su ritmo. En pacientes con venas frágiles deberá prestar máxima atención e ir más lento.

Sí ha asociado Sulfato de magnesio debe regular la velocidad cerrando el regulador de la línea para ir lento, de esta forma evitará que el calor que nota el paciente no le alarme. En las siguientes sesiones ya sabrá el ritmo que tolera cada paciente.  

 

10º Final: Presione adecuadamente la zona de punción venosa por 2 minutos al retirar la aguja-palomilla. 

 

AYUDAS: Que el paciente abra y cierre el puño para ayudar a que fluya la sangre hacia la botella. Mientras se aspira la sangre ayudarse también con el compresor. Incluso presionar con el dedo levemente sobre el butterfly o palomilla 19 G. 

VIA VAGINAL: A través de esta vía, al igual que la insuflación en ampolla rectal, se evita el paso hepático, los medicamentos pasan directamente a circulación general. Insuflamos hasta 400 o 500 cc. Preferimos hacer la insuflación vaginal directamente desde el generador, aunque muchas veces utilizamos una Jeringa de 100 cc.

VIA URETRAL: Con vejiga previamente vaciada y lavada con Suero fisiológico o agua destilada ozonizada insuflamos hasta 200 cc. El paso del ozono por la mucosa uretral es irritativo.  

VIA OTICA: Podemos insuflar directamente en oído, lo hemos hecho muchas veces, pero preferimos utilizar el aceite ozonizado, da unos resultados excelentes, la mayor parte de las veces se resuelve en 1 o 2 días de tratamiento, el dolor con aceite ozonizado suele ceder en menos de 1 hora. Tres veces al día 1 o 2 gotas. Si insufla ozono en oído debe asegurarse que no exista perforación timpánica. Tampoco es un problema si existe perforación de tímpano si lo hace muy lentamente, el ozono reaccionará antes de llegar al epitelio respiratorio. Antes de insuflar instile unas gotas de agua ozonizada. 

VIA NASAL: Para tratamientos de Rinitis y Sinusitis, con un catéter fino de punta roma, insuflar previa instilación de unas gotas de agua ozonizada, nariz debe ser presionada de forma que no exista posibilidad de inspirar aire hacia pulmones. Durante la insuflación de ozono el paciente se mantendrá respirando tranquilo por la boca. Notará lagrimeo.

VIA OFTALMOLOGICA: El agua ozonizada es un extraordinario colirio germicida. Puede también aplicar aceite ozonizado en conjuntiva ocular, produce escozor, más el de girasol ozonizado. Para evitar esto mejor aplíquelo al acostarse y que el paciente permanezca con el ojo cerrado durante 30 min a 1 hora después de la instilación del aceite ozonizado. 

ACEITES OZONIZADOS: Multitud de aplicaciones a nivel cutáneo. En todos aquellos de carácter infeccioso e inflamatorio. Especialmente en el tratamiento del Herpes Zoster. 

AGUA DESTILADA OZONIZADA: Como colutorios en enfermedad periodontal, candidiasis orofaringea, dispepsia, colitis ulcerosa, aftas bucales, higiene intima. El agua se ozoniza durante 10 a 15 minutos, durante aproximadamente 24 horas. Utilizamos los frascos de vacio de la autohemoterapia, lo llenamos de agua ozonizada y algunos pacientes le recomendamos vengan todos los dias a buscar una botella para que realicen enjuagues tres veces al dia y traguen el agua después.  Algunos odontologos ya han comenzado a utilizar el agua ozonizada en sus consultas como enjuagues post-tratamientos. 

VIA INTRAPERITONEAL: Le dedicaremos un documento aparte. Recomendamos la lectura del trabajo publicado en International Jounal Of Cancer de Enero -2008 sobre Ozonoterapia intraperitoneal para tratamiento de tumores de cabeza - cuello, concretamente para el tumor VX2, carcinoma de células escamosas.

TRATAMIENTO CUTANEO EXTERNO: Primero se pulveriza con agua ozonizada toda la superficie que estará en contacto con el ozono. Se coloca una bolsa, nosotros utilizamos las de congelar los alimentos, las compramos en el supermercado, le introducimos una alargadera que comunicamos con la bomba de vacio, hacemos vacio. A continuación introducimos el ozono, solemos comenzar por concentraciones altas y luego vamos bajando. A veces es necesario anestesiar la ulcera a tratar, sobre todo sí es grande. Cualquier asociación con plaquetas ricas en factor de crecimiento exige una absoluta esterilización de la ulcera. El ozono asegura la descontaminación y acondiciona el terreno para un buen trabajo de los factores de crecimiento, a la vez que sirve también para garantizar la esterilización de estos. 

VIA INTRAMUSCULAR, EN FORMA DE MESOTERAPIA, INTRARTICULAR, INTRATENDINOSA, ETC, el ozono se puede inyectar sin ningún problema. Es doloroso y aconsejamos parar cuando el paciente se queje. Se deben utilizar las agujas más finas que existan, salvo que antes tenga que aspirar algún derrame. 

EBOO: Extra body oxygen - ozono. Viene siendo una especie de hemodiálisis, se extrae la sangre por un brazo y se introduce por el otro después de pasar por un proceso de ozonización toda la sangre.



Ultima actualización (Miércoles 26 de Febrero de 2014 15:13)